3 jul. 2012

Eco hace malabares frente a la modernidad

"En mi último viaje por Estados Unidos tenía que llevar conmigo 20 libros y mi brazo no estaba para muchos trotes. Por eso acabé por comprarme un iPad. Fue útil para transportar tantos volúmenes. Empecé a leer con el aparato ese y no me pareció tan malo. De hecho, me encantó. Así que ahora leo mucho con el iPad, ¿se lo puede creer? Pues sí. Incluso así, creo que las tabletas y los e-books sirven más como auxiliares de lectura. Son más prácticos para el entretenimiento que para el estudio. Me gusta subrayar y escribir notas, interferir en las páginas de un libro. Eso todavía no es posible con una tableta".
Es evidente que Umberto Eco todavía no descubrió todas las bondades de las tabletas para almacenar libros. No obstante, este novelista, ensayista y semiólogo de 80 años nos deja algunas inquietudes en este reportaje

No hay comentarios:

wibiya widget